¿Por qué elegir un odontopediatra?

Un dentista especializado en el trabajo con niños (odontopediatra) tomará las medidas necesarias para que su consultorio sea un lugar agradable para los niños. Esto significa que su hijo tal vez vea personajes de caricaturas pintados en las paredes, películas infantiles en los televisores de la sala de espera (y tal vez en la sala de exámenes), libros y juegos infantiles para mantener ocupados a sus niños mientras esperan. 

Todas estas características ayudan a reducir el estrés, ya que mantienen a su hijo/a distraído y ocupado. El aspecto divertido del consultorio de un odontopediatra hace que parezca más un parque de diversiones que un consultorio, algo que puede ayudar a que su hijo/a le resulte emocionante ir al dentista. 

Quédese junto a su hijo/a cuando vaya a realizarle una limpieza dental. A veces, para su hijo/a puede ser demasiado abrumador someterse a una limpieza o procedimiento dental solo/a, especialmente si nunca antes pasó por esto. Algunos dentistas incluso dejen que su hijo/a se siente en su regazo mientras usted se recuesta en el sillón durante la limpieza. Esto puede ayudar a reducir el estrés del niño.

Es importante hablar con su odontopediatra sobre las pautas durante sus citas, y su opinión acerca de si los padres deben ingresar al consultorio o no, dependiendo de la edad y el comportamiento del niño durante la cita.